Adicción al Sexo

¿Sexualmente activo o un adicto al sexo? Recupera la normalidad en tus relaciones sexuales

Reserve su Cita Gratuita
Llámanos: 91 564 13 75

Podemos Ayudarte a Vencer Tu Adicción al Sexo

La adicción al sexo no es algo divertido, al revés, es una enfermedad seria que afecta a un 6% de la población. Ser adicto es algo que se debe de tratar.

Desorden hipersexual

Psicólogos de la Universidad de California han determinado una serie de eventos en la vida de los adictos al sexo que permite el diagnostico del Desorden hipersexual como un tipo de trastorno más de la salud mental.

  • Buscar actividad sexual en momentos de ánimo desagradables como estrés o ansiedad.
  • Uso repetido de fantasías sexuales
  • Imposibilidad de frenar la actividad sexual
  • Cambios de humor ante la abstinencia de la actividad sexual
  • Afección en las relaciones personales
  • Ansiedad y arrepentimiento

Preguntas sobre adicción al sexo

  • ¿Qué síntomas presenta una adicción al sexo?
  • ¿Cuándo se sobrepasa el límite?
  • ¿Si llevo una vida sexual muy activa soy adicto?
  • ¿Cuál es la diferencia?
  • ¿Eres un gran consumidor de pornografía?

Mucha gente se hace estas preguntas y es importante definir qué es la adicción al sexo. Este tipo de adicción no es sencilla ya que es tan complicado prescindir del sexo como intentar dejar de comer. El sexo saludable forma parte de una vida sana y equilibrada que complementa al individuo y aporta estabilidad a su vida. La definición del psiquiatra Rojas Marcos al respecto de las adicciones nos ayudará a entender la adicción:

“Cualquier tipo de obsesión que interfiera en la capacidad de la persona para llevar una vida normal, que le perjudique en sus relaciones personales y laborales, es una patología”.

Esta definición arroja luz para entender la diferencia entre una persona que puede ser sexualmente muy activa y un adicto al sexo. Una persona sexulamente muy activa y no adicta al sexo, estará satisfecha consigo misma ya que obtiene siempre dentro de un contexto de control sobre su vida, el rendimiento beneficioso de la actividad sexual que controlada no le aporta ningún sentimiento negativo ya que no domina su vida.

No es el caso del adicto al sexo como en ningún otro tipo de adicción. La persona adicta realiza la actividad sexual buscando permanentemente más y más satisfacción pero sobre una base de satisfacción temporal frustrante que le conlleva sentimientos negativos. La satisfacción temporal desaparece generando una sensación de vacío que desemboca en un ciclo autodestructivo.

El adicto siempre buscará la forma de obtener sexo por diferentes medios como la pornografía, servicios de prostitución o internet. Todas estas actividades, monopolizan el pensamiento, invaden la vida diaria y anulan otros aspectos de la vida, que la persona adicta deja de atender.

Escríbenos
Llámanos: 91 564 13 75

Comentarios

Vivir sin consumir cocaína es muy difícil, pero vivir consumiéndola lo es aún más.

G.LL 42 años