alcoholismo juvenil jovenes

El alcoholismo juvenil puede convertirse en una trampa para cualquiera. Las consecuencias que puede tener el alcohol en los jóvenes pueden culminar incluso en la adicción a otras drogas. Por eso, conviene vigilar siempre el comportamiento de nuestros hijos, con el fin de evitar posibles casos de alcoholismo en jóvenes que deban ser tratados de manera urgente.

Y es que la etapa de la juventud es la más vulnerable para iniciarse en el consumo de alcohol, ya que las inseguridades, los miedos y las habilidades sociales de las que adolece una persona joven, hacen que en ocasiones sienta la necesidad de pertenecer a un grupo y notar que esta integrado, ligar o incluso usar el alcohol para divertirse como fin primordial.

Alcoholismo, la puerta para adicciones a otras drogas

El alcohol es una droga portera. Se le denomina así debido a que si su consumo se mantiene en el tiempo y se rutiniza, va a acabar abriendo la puerta a otras drogas como pueden ser los porros o la cocaína, y estas a su vez abrir las de otras, por lo que el individuo afronta el riesgo de contraer una adicción en rango de poli-consumo.

Es decir, quedar para emborracharse como iniciativa de ocio. Con esta práctica tratan de beber lo máximo posible en el menor tiempo del que son capaces. De estas formas de consumo, han surgido recientemente prácticas tan nocivas para lograr estar ebrios, como lo es el tampón vodka.

Esto consiste en introducirse vía vaginal o anal un tampón empapado en alguna bebida blanca de alta graduación, lo que hace que la persona absorba de inmediato por la mucosa hacia el torrente sanguíneo, una cantidad de etanol muy elevada, logrando los efectos de una borrachera inmediata, incluso en determinadas circunstancias se podría caer en coma etílico (ya se han dado casos en España de jóvenes con problemas de salud).

alcoholismo jovenes

¿Cómo saber si mi hijo es alcohólico? ¿Cómo prevenir el alcoholismo?

La adicción al alcohol se desarrolla de manera paulatina, por lo que hace difícil que el sujeto tome conciencia del problema, hasta que los síntomas no se convierten en evidentes y palpables. Cuanto más joven se inicia el consumo de alcohol, más probabilidades de contraer la enfermedad de la adicción.

Por tanto, es muy importante la prevención desde la infancia, no beber alcohol ni consumir ninguna otra droga delante de los hijos, practicar deporte, actividades culturales y artísticas serían unas pautas necesarias para alejar a nuestros hijos del consumo de drogas.

Además, también es necesario inculcarles valores de responsabilidad, honestidad, honradez , lealtad, capacidad de frustración… estos últimos valores, les protegerán ya que van a lograr afianzar la seguridad en sí mismos y limar la personalidad adolescente.

¿Qué consecuencias tiene el alcoholismo juvenil?

Las consecuencias del consumo de alcohol en los jóvenes no sólo puede acarrear daños para la salud, si no que además puede desembocar en accidentes de tráfico o de otra índole, relaciones sexuales de riesgo, (embarazos no deseados, enfermedades de trasmisión sexual….) violencia, estados de ánimo adversos durante la semana, merma del rendimiento intelectual, etc.

Si usted esta preocupado por la forma de beber que tiene su hijo, debería consultar con el Dr. Díaz Mediavilla o su equipo, ya que el inicio de una adicción, sin el tratamiento adecuado, lejos de desaparecer empeora. Para ello, póngase en contacto con nosotros y le citaremos para una consulta personalizada, donde analizaremos su caso y le asesoraremos sobre los pasos a seguir.

También te recomendamos realizar nuestro famoso test de alcoholismo, con el que podrás despejar algunas de tus dudas sobre el tema, aunque lo más adecuado sea contactar con un profesional.